12 septiembre 2008

Michirones o Internet

Las agrupaciones folclóricas que administran los Huertos del Malecón están celosas. Opinan que el Ayuntamiento se entrega con la Muestra del Vino y la Alimentación y con el campamento medieval de los Moros y Cristianos. Pero a los quince huertos, ni fu ni fa. Y eso que son estos recintos los que no dejan una silla vacía. Pero precisamente esa sea la razón: para qué potenciar lo que ya está asentado.
A esto se le une la dificultad de “folclorizar” (verbo que me invento) a las nuevas generaciones. Los Huertos los sostienen personas que nacieron con la televisión en blanco y negro, incluso sin televisión. A la generación de Internet, lo último que le apetece es consumir horas trayendo y llevando platos de michirones. Y así están las cosas.
Huerto rociero. El más animoso (foto: Alcázar)

No hay comentarios: