29 septiembre 2009

El "carga y descarga"

He comprobado que ir a contracorriente alguna vez, en algún asunto, sanea mi vida. Considero recomendable no afirmar que lo que hace la mayoría es siempre lo apropiado, lo oportuno. Sin embargo, ocurre que hay personas que han convertido en norma general ir en el sentido contrario. Es el caso de los currantes del “carga y descarga” que circulan por la ciudad. Soy tenaz en mi propósito de no desesperanzarme aún con los agentes de la Policía Local: todavía creo que algún día solucionarán y evitarán conflictos, en lugar de crearlos. Éste, el de los repartidores y recogedores, el de los trabajadores de la furgoneta, ni lo solucionan ni lo evitan.
El Ayuntamiento ha ideado soluciones como la de que, de 10 a 12 horas, el estacionamiento para la carga y descarga de mercancías se realice en el carril pegado a la acera de algunas calles (la antigua de Correos, la de Floridablanca). Insisto: no tanto me refiero a la traba que para el resto de vehículos suponen estos operarios cuanto a su desmesura al volante. Para trasladar una mercancía desde una finca a un vehículo estacionado sobre la vía o viceversa, si tienen que circular en sentido contrario lo hacen. Si tienen que subirse en la acera, lo hacen. Y dado que el Ayuntamiento anda elaborando un plan de movilidad sostenible (Plan Muévete Murcia), si hay vida al otro lado de la página digital podría sanear más de una existencia atender la sugerencia de que ir a contracorriente alguna vez es recomendable. Pero no circulando con la coartada del “carga y descarga”.

Espécimen del “carga y descarga” en sentido contrario. Calle María Zambrano (foto: Alcázar)

1 comentario:

sushi de anguila dijo...

SIGA USTED DANDO CERA Y PULIENDO CERA, QUE LO HACE MUY BIEN, Y A VER SI ALGUIEN TOMA BUENA NOTA. ABRAZACO